Quiénes somos

En octubre de 1983, Hugo Pratt, artista, dibujante de cómics, acuarelista, escritor, decide crear la compañía CONG S.A.

statua_corto

© Marco D’Anna

A Hugo le gustaba mucho bromear —sobre todo con las cosas serias—, así que podemos imaginarnos lo que sería con el nombre de su propia empresa, que le traía a la memoria los nombres altisonantes de compañías americanas como King Features Syndicate, fundada por William Randolph Hearst, y la publicación del relato autobiográfico de la empresa King News en 1941.
Hasta la Segunda Guerra Mundial, King Features dominó el mercado estadounidense del cómic y trajo a Europa a Flash Gordon, al Hombre Enmascarado y a Mandrake, por nombrar solo a algunos. Y entonces va Pratt y se inventa la Comics Organization News Gold. Allí cabía casi todo aquel mundo: el cómic, la organización, las noticias y el oro: tesoros por encontrar, navegando quizá en el Vanidad Dorada, el queche de Corto Maltés.

En 1987, el 24 de abril, Pratt traspasó a CONG S.A. la propiedad y la exclusiva del ejercicio de los derechos de autor de toda su producción, pasada y futura.
Pratt deseaba que todo se incluyera allí, en su criatura, la CONG, su propia corporación, mientras duraran los derechos de autor, con el fin de dar a CONG plena disponibilidad y control de toda su obra.

Pratt desapareció el 20 de agosto de 1995, pero la actividad principal de su empresa ha seguido siendo la misma: promover iniciativas encaminadas a difundir la marca Corto Maltés, el altísimo valor artístico de toda la obra de Hugo Pratt y el significado profundo que el personaje de Corto Maltés ha representado siempre para legiones de aficionados, viajeros, escritores, fotógrafos, artistas o simples soñadores.

Las oficinas de la compañía CONG se hallan junto a Grandvaux, un pueblecito situado entre los viñedos que dominan el lago Lemán, en Suiza, a pocos virajes del último domicilio elegido por Hugo Pratt.
También se halla en Grandvaux la estatua de Corto Maltés, ejecutada por un gran amigo de Pratt, Livio Benedetti.
Corto aparece mirando hacia adelante, como siempre lo hizo, y su chaquetón se agita al viento, pero su mirada se clava más allá. Parece que sonríe al paso del tiempo, él, el antihéroe imperecedero de la verdadera aventura, la del Viaje.

La compañía CONG administra y promociona, pues, el patrimonio artístico de Hugo Pratt con el objetivo de dar a conocer su entera producción artística, más allá de su personaje más famoso. En los últimos años se han reeditado títulos descatalogados como Fanfulla, Capitán Cormorant, Billy James o inéditos como Sandokán, o incluso se han editado directamente libros como Tuttifumetti, un catálogo de toda la producción editorial de Pratt. Últimamente se están presentando Los Escorpiones del desierto en un nuevo formato editorial y con nuevos colores.

La gestión de los derechos atañe naturalmente a las exposiciones de las obras de Pratt y el sector editorial relacionado con los dibujos y relatos de Hugo Pratt, la concesión de licencias, el merchandising, los medios audiovisuales (TV, radio, internet, etc.).
CortoMaltés es una marca registrada internacionalmente. El nombre y la firma de Hugo Pratt son marcas registradas. La obra y todo lo que se deriva de ella están protegidos por la marca ©CONG S.A.